Skip to content
septiembre 10, 2012 / ParaEmocionarse

INTRODUCCIÓN A LOS MESES DE LAS RELACIONES DE PAREJA

Cuando pensamos en las relaciones de pareja la primera emoción que viene a nuestra mente es el AMOR. El amor es una emoción que facilita y mejora la calidad de nuestras relaciones, pero ¿cómo definir el amor? Esta es una cuestión que hoy en día filósofos, psicólogos, científicos y artistas siguen intentando resolver.

El psicólogo R. Stenberg, en su teoría sobre el amor, ha establecido que esta emoción esta definida por tres componentes: la intimidad, la pasión y el compromiso. La intimidad dentro de la pareja se establece cuando ambos comparten confidencias y detalles de sus vidas. El segundo componente, la pasión, constituye la parte más física o carnal y se basa en la atracción sexual. Por último, el compromiso es la confianza en que la relación será permanente y en que existirá un futuro común.

Estos componentes, a su vez, están muy relacionados con la teoría de H. Fisher que propone que existen diferentes “estadios” por los que pasa una persona cuando se enamora. El primero es el deseo, caracterizado básicamente por el deseo sexual, que comprende una cascada hormonal (destacando un incremento de estrógenos y testosterona). Este efecto puede durar semanas o meses. El segundo estadio es la atracción, vista desde un punto de vista romántico, es algo que sólo te hace sentir una persona en especial y que te hace querer pasar todas las horas del día a su lado. Esta atracción puede durar hasta 3 años y es la fase que comúnmente se conoce como “estar enamorado”. Este estado provoca cambios a nivel cerebral, aumentando la estimulación de las partes cerebrales relacionadas con el placer. El tercer y último estadio es la vinculación, basada en el cariño, los propósitos comunes (ej. el matrimonio, los hijos, etc.) y los intereses compartidos. Los vínculos establecidos hacen que la relación pueda perdurar durante décadas.

Desde el punto de vista evolutivo, el amor tiene dos funciones muy claras, por un lado favorece la atracción sexual entre dos personas, incitándolas a mantener relaciones sexuales (y reproducirse); y por otro lado, conserva el vínculo existente entre la pareja, asegurando el soporte familiar de los descendientes (hijos) durante un amplio periodo de tiempo. Es decir, en general, el amor está muy vinculado con el concepto de “familia”.

About these ads

One Comment

Dejar un comentario
  1. Patricia / sep 10 2012 3:01 pm

    Muy bueno! Gracias por instruirnos…lo cierto que estos temas muchas veces dan lugar a confusión. Un beso!

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

%d personas les gusta esto: