¿Qué estoy sintiendo?

La palabra conciencia se refiere al conocimiento que una persona tiene de su propia existencia, de su estado actual y de sus actos. La conciencia de nuestro cuerpo la tenemos todos (menos personas con algunas patologías mentales o neurológicas graves). Sin embargo, la conciencia de nuestros sentimientos, el reconocimiento de nuestras emociones, eso es mucho más difícil de ver. Una gran cantidad de personas que sienten diferentes tipos de emociones nunca se paran a identificarlas, reflexionar sobre ellas y preguntarse la razón por la cual las sienten. Es bueno tomarse un momento para observarse a uno mismo e identificar lo que estamos sintiendo. A eso se le llama introspección.  Podéis hacerlo ahora mismo, si queréis. Bien relajados, concentrad vuestra mente en las sensaciones físicas de vuestro cuerpo y en las emociones que sentís. Fijaros en qué partes del cuerpo sentís las emociones.

Una vez hecho esto, no dejéis que las emociones que habéis identificado en vosotros mismos se queden encerradas en vuestra mente. Es bueno verbalizar las emociones, intentar explicar cómo nos sentimos a otras personas o plasmarlo en una libreta. Como ya se explicó en un artículo anterior, las emociones que crean malestar psicológico, si se vuelven crónicas porque nunca se habla de ellas ni se comparten, crean somatizaciones en nuestro cuerpo (úlceras de estómago, aumento de la presión arterial…). Por tanto, hablemos de nuestras emociones y sentimientos y  añadámoslos a nuestro vocabulario de uso cotidiano.

Por último, hemos de ser conscientes de que nuestros sentimientos y los pensamientos que generamos a partir de ellos nos llevarán a una reacción u otra. Por ejemplo, si estoy triste y tengo pensamientos derrotistas, podría reaccionar no queriéndome levantar de la cama. Para dejar de lado estos comportamientos perjudiciales, hemos de cambiar de pensamiento. Para cambiar de forma de pensar hemos de identificar las emociones que están causando que pensemos así. Por eso es muy importante y útil esforzarse en aprender a ser consciente de los propios sentimientos. Esta capacidad forma parte de nuestra inteligencia emocional.

Después de esta explicación, ¿habéis intentado identificar vuestras emociones? ¿En qué partes del cuerpo las habéis sentido?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s