INTRODUCCIÓN A LOS MESES DE LA SEXUALIDAD Y LA CORPORALIDAD.

La sexualidad y la corporalidad conforman una parte muy importante e íntima de nuestra vida. El primer término es más conocido y comúnmente utilizado, y se entiende como el conjunto de condiciones que caracterizan nuestro sexo (nuestra anatomía, orientación sexual…). Es también el conjunto de prácticas instintivas orientadas a buscar el placer sexual. La corporalidad es un término menos conocido, se trata de las manifestaciones que hace nuestro cuerpo para expresar emociones. Por ejemplo, a través de la danza podemos expresar felicidad, y través de un beso o una caricia podemos expresar confianza, deseo o pasión.

Existen cuatro elementos que forman nuestra sexualidad. En primer lugar hablamos del erotismo, la capacidad de sentir placer a través del deseo sexual. En segundo lugar, la vinculación afectiva, esto es la capacidad para establecer relaciones sentimentales significativas. En tercer lugar el sexo genético, que es la identificación que hacemos con nuestro sexo (si nos sentimos hombres o mujeres). Por último, la reproductividad, es decir, la capacidad de tener hijos, que implica el instinto materno/paterno. Además, el acto sexual suele dividirse en cuatro fases: deseo sexual, excitación, meseta y orgasmo. Para tener una vida sexual sana no debe haber alteraciones en ninguna de estas fases.

La corporalidad nos ayuda a conocer nuestro cuerpo, a escucharlo, a ser conscientes de lo que le está pasando y del por qué le está pasando, y a aprender a manifestar emociones a través de él.  El teatro, la mímica, la danza, la relajación, el mindfulness, son maneras de estar en contacto con el cuerpo y expresar a través de él. El cuerpo nos avisará también sobre aquellas emociones que nos crean malestar, mediante manifestaciones fisiológicas como taquicardias, úlceras, sudoración o ansiedad.

El cuerpo y la sexualidad van siempre relacionados. Nuestra corporalidad puede generar el deseo sexual en el otro, nuestras muestras de cariño o deseo realizadas con el cuerpo pueden ser altamente atractivas para los demás. Lo importante es tener en cuenta que la manera como vivimos nuestra sexualidad y corporalidad fomenta nuestro bienestar psicológico y emocional.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s