Experiencias personales: El embarazo

Continuamos con el testimonio sobre el embarazo. ¿No habéis leído la primera parte? Pinchad aquí

(Artículo de colaboración, por Laura Risco, segunda parte. )

Los primeros 3 meses fueron duros en el sentido que no lo puedes decir a nadie, en mi caso prefería no comentarlo aún. A veces, te sientes rara y no puedes explicar qué te pasa, tu marido no te ve tripa, por tanto, te dice que no te puede estar pasando lo que te pasa… El sentimiento que más tuve ese trimestre fue el de SOLEDAD.

A partir del segundo trimestre fue cuando lo empezamos a contar a todo el mundo. Al principio estaba muy contenta pero, a medida que iba explicándoselo a la gente, se me quitaban las ganas de seguir contándolo ¿Por qué? Porque empezaron a aparecer muchos “enteradillos/as”.Experiencias personales2

Estos casos se daban, sobretodo, en hombres y mujeres que aún no eran ni padres ni madres y estaban lejos de serlo… Éstos me hablaban como creyendo saber cómo me sentía y puntualizando cosas totalmente contrarias a lo que yo explicara. Como si yo no supiera lo que me estaba pasando por dentro… Es como si alguien te cuestionara si te duele más o menos una muela, un ardor de estómago o una rotura de hueso…

Estas situaciones me daban mucha rabia y, como que me dejaban tan atónita, me callaba, con lo cual me frustraba. A lo largo del embarazo estos sentimientos han evolucionado hasta empezar a contestar mal a quienes soltaban alguna burrada.

Además, en el segundo trimestre, cogí ciática y muchos dolores de espalda. Tras dos meses de aguantar me acabaron dando la baja. Al ser un dolor que no se ve nadie le echaba cuentas. Misma sensación y, finalmente, misma reacción.

Ahora estoy en el tercer trimestre y éste está siendo mejor. Primero la espalda me ha dejado de doler tanto gracias al descanso, la rehabilitación y el Experiencias personalesejercicio diario. Al estar de baja nadie cuestiona si me duele más o menos. Lo mejor de todo es que he empezado a notar el bebé, ¡es una experiencia maravillosa!

¡Ah! Lo que también es alucinante es la gente que te dice cómo tienes que parir… Al final aprendes a mirarlos, decirles que sí y, al girarte, pensar que tu con tu cuerpo haces lo que quieres, como hasta la fecha…

Ahora que solo me faltan 6 semanas para salir de cuentas tengo miedo al parto, pero no con tanta fuerza como al principio de estar embarazada. Los cursos preparto me han ayudado a saber qué y cómo quiero parir y esto me da seguridad. La ilusión de ver a nuestro bebé supera todo miedo. Aunque también existe la preocupación de saber que estará bien al nacer, que tendré un hijo sano.

2 pensamientos en “Experiencias personales: El embarazo

  1. Pingback: Cuéntanos tu experiencia | ParaEmocionarse

  2. Pingback: Experiencias personales | ParaEmocionarse

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s